Sin Barreras

Luisa Broto celebra que no hay vuelta atrás en los avances conseguidos en los servicios sociales municipales

20/02/2019.

 La vicealcaldesa y consejera de Derechos Sociales ha hecho hoy balance de los últimos cuatro años donde ha defendido el aumento de la inversión en Servicios Sociales - gracias a un crecimiento del 40% del presupuesto de Acción social- y la contratación de 40 nuevos profesionales


La transformación de los servicios sociales ha sido posible tras llevar a cabo una nueva concepción de los mismos y el impulso de un modelo de atención, que se centra en las necesidades e itinerarios individuales de las personas


Broto ha defendido el papel de los servicios sociales como herramienta para mejorar tanto la cohesión social como la calidad de vida de todos los vecinos y vecinas de Zaragoza

 

La consejera de Derechos Sociales, Luisa Broto, ha hecho hoy balance del trabajo desarrollado por el área que dirige durante esta legislatura. Para ello, ha presentado un documento que bajo el título ¡Que nadie se quede fuera! recoge 15 objetivos cumplidos y 50 acciones significativas que permiten evaluar las políticas públicas de servicios sociales en el Ayuntamiento de Zaragoza entre los años 2015 y 2019.

Broto ha manifestado satisfacción "por haber podido lograr, a través de una relación honesta y madura con instituciones, partidos, entidades sociales y sindicatos, un gran numero de avances para situar las necesidades de las personas en el centro de la acción del Gobierno que ha colocado por fin a los servicios sociales municipales en el siglo XXI".

Para la también vieealcaldesa de la ciudad, "sigue siendo un reto construir una sociedad en la que seamos conscientes de nuestra fragilidad y nuestra interdependencia y en la que entendamos la responsabilidad de todas las personas en el cuidado y la mejora de la vida común como un objetivo político irrenunciable". Ha reconocido que, "pese a quedar mucho por hacer está orgullosa de haber puesto los cimientos de un profundo cambio que consolide derechos y ha defendido que unos servicios sociales fuertes y próximos contribuyen a la cohesión y la calidad de vida de todos los habitantes de Zaragoza".

Apuesta del Gobierno de la ciudad en materia social

El primer paso dado en 2015 fue la creación de la consejería de Derechos Sociales donde además de los Servicios Sociales se incluyeron áreas como Vivienda, Empleo, Educación e Igualdad, desde las que se ha realizado un trabajo transversal. Los servicios sociales se dividieron en dos jefaturas (servicios sociales especializados y comunitarios) y por primera vez se puso al frente de los temas sociales de la ciudad a la vicealcaldesa.

Este cambio de enfoque ha venido acompañado por un fuerte incremento presupuestario: en el periodo 2015/2019 la dotación de Servicios Sociales ha aumentado un 38.11% y la contratación de 40 nuevos profesionales. A esto hay que añadir que se ha duplicado el importe del convenio del IASS para financiar las competencias impropias que presta el Ayuntamiento alcanzando este casi doce millones de euros así como la decisión de dotar suficientemente la partida de las Ayudas de urgencia para atender la totalidad de las necesidades sociales para lo que se ha pasado de 8.8 millones en 2015 a 10 millones de euros en 2019.

Este esfuerzo ha sido reconocido por la Asociación Estatal de Directores y Gerentes en Servicios Sociales, que durante tres años consecutivos ha calificado a Zaragoza como ciudad "excelente" en inversión en servicios sociales, siendo la tercera capital de provincia española que más dinero dedica por habitante en esta materia.
Calidad y calidez como principios del nuevo modelo de atención

Desarrollar un nuevo modelo de organización e intervención de los Centros Municipales de Servicios Sociales (CMSS) adaptado a las necesidades reales de atención ha sido otra de las apuestas de la legislatura. Este nuevo modelo se ha construido de manera participativa y está compuesto por cuatro programas transversales: Información y orientación, Prevención e inclusión, Infancia y Autonomía y cuidados.

Para potenciar una cultura de calidad, buenas prácticas, cuidados y de defensa de los derechos de las personas usuarias se ha creado una Oficina de Atención a la Ciudadanía y Buenas Prácticas para los servicios sociales que atiende quejas y sugerencias y promueve acciones para mejorar el desarrollo de la tarea y el cuidado de las profesionales.

Junto a estos nuevos mecanismos, se ha favorecido la participación de las entidades sociales reactivando el Consejo sectorial de acción social, en calidad y cantidad, habiendo realizado 15 reuniones durante la legislatura y habiendo creado cuatro comisiones: discapacidad, acción comunitaria, infancia, y calidad y buenas prácticas. Además, se han llevado a cabo un proceso participativo -durante tres años- para mejorar la convocatoria de subvenciones de acción social y se ha debatido con los agentes implicados el mapa de convenios, subvenciones, conciertos y contratos.

Planes estratégicos que transcienden a la legislatura

El área de servicios sociales ha trabajado en planes estratégicos transversales y consensuados con el resto de grupos políticos que ayudarán a trazar el trabajo de los próximos años, más allá de la legislatura. Se ha elaborado, debatido y aprobado por unanimidad en el Pleno de diciembre de 2017 el primer Plan de lucha contra la pobreza infantil de Zaragoza con más de 150 medidas y cuatro líneas estratégicas. Gracias al trabajo realizado a favor de los derechos de los niños, Zaragoza ha sido reconocida por Unicef como ciudad amiga de la Infancia.

Abordar el sinhogarismo como un fenómeno social en el que influyen factores estructurales que tienen su origen en causas políticas, sociales y económicas que dificultan el acceso a la vivienda o el empleo es la esencia del Plan estratégico para personas sin hogar. Este documento, que cuenta con 69 medidas, fue aprobado en julio de 2018. Este Plan incluye programas como Housing First -donde participan diez personas- el Foro de personas sin hogar, el protocolo para la entrada de mascotas al Albergue y dentro del proceso de reforma y adaptación del nombre de este recurso habitacional que ha pasado a denominarse como "Centro de acogida e inserción para personas sin hogar".
Actualmente, se está en proceso de aprobación definitiva de un Plan de ciudadanía diversa e intercultural con cuatro líneas estratégicas, 15 retos, 34 objetivos y 98 medidas. Una iniciativa que englobará otras que ya están instaladas en la ciudad como la Estrategia Zgz Ciudad Antirrumores.

Zaragoza, ciudad acogedora

Avanzar en medidas que aseguren para todas las personas los derechos recogidos en declaraciones internacionales, tanto para migrantes como para peticionarias de asilo y protección ha sido otro de los objetivos cumplidos. El Pleno del Ayuntamiento proclamó a Zaragoza "Ciudad refugio" al comienzo de la crisis en Siria, y a partir de ese momento se ha sumado a diferentes declaraciones políticas nacionales e internacionales de denuncia y realizado diferentes campañas de sensibilizacion.

Estas reivindicaciones han ido acompañas por acciones como la constitución de la Mesa de refugiados en Zaragoza; la creación del programa Zaragoza Acogedora que se coordina desde la Casa de las Culturas; la puesta en marcha de una Cuarta fase para personas refugiadas en proceso de inserción tras salir del programa estatal de acogido o aquellas a las que se les deniega el estatuto de refugiadas; la creación de una partida presupuestaria anual con 150.000 euros para apoyar a proyectos de emergencia en campos de refugiados en las fronteras y países en conflicto y la convenios de cesión de un total 21 viviendas a entidades que trabajan en el programa estatal de asilo y refugio.

Cuidado de nuestras personas mayores

El envejecimiento de nuestra población hace que uno de los retos de la próxima legislatura sea la implantación de un servicio de teleasistencia de carácter universal y gratuito para personas mayores de 75 años que vivan solas. En la actualidad, se han incrementado en 4,2 millones de euros la partida para la ayuda a domicilio y la teleasistencia, prestaciones que han pasado de 13,8 a 18 millones y que en 2019 se propone que alcancen los 20,5 millones.

Para atender las demandas de las personas mayores, en estos cuatro años se han puesto en marcha nuevos proyectos como es el programa para atender caídas que se desarrolla en coordinación con Policía Local mediante un equipo sociosanitario; se han instalado más de 500 detectores de humo en domicilios de personas mayores que viven solas gracias a la colaboración de los Bomberos y se han creado programas pilotos como "Nos gusta hablar" que tras comprobar su notable éxito ya está funcionando en tres centros de convivencia.